Menú

EL PROCESO DE SELECCIÓN

Consejos para enfrentarse a los tests

Antes

  • Infórmate. Cuando te convoquen, pregunta en qué va a consistir esta primera parte del proceso: si van a realizar previamente tests y de qué tipo, si después habrá dinámica de grupo o entrevista personal, de cuantas entrevistas o fases consta el proceso.
  • Consejos
  • Investiga. Quizás algunos compañeros o conocidos hayan pasado antes las mismas pruebas o similares (en el caso de las grandes empresas suele ser el caso). Ellos podrán darte pistas sobre el tipo de pruebas que se realizan y la dificultad de las mismas.
  • Entrénate. Existen diversos libros y webs con numerosos ejemplos de Tests psicotécnicos y de personalidad. Practica para conseguir agilidad, especialmente para los tests de aptitud numérica, verbal, de razonamiento, memoria o agilidad mental.
  • Descansa. El día de la prueba es fundamental estar al máximo de tus capacidades. Duerme las horas necesarias la noche anterior, come y bebe sanamente y no hagas actividades que requieran un gran esfuerzo físico.
  • Prepárate. Traje, DNI para tu identificación a la llegada, bolso/corbata…todo debe estar impecable.

Durante

  • Sé británicamente puntual.
  • Tu aspecto debe ser impecable: traje, pelo, uñas, zapatos, carpeta, bolso/corbata… no dejes nada al azar. ¡Una imagen vale mil palabras!
  • Si no has entendido algo, pregunta antes de comenzar.
  • ¡No copies! Si no sabes alguna pregunta no pasa nada. Pasa a otra.
  • Si hay alguna pregunta que no conoces, pasa a la siguiente. Una vez que hayas terminado el ejercicio, puedes volver a las preguntas que dejaste sin contestar.
  • Pregunta si es fundamental contestar a todas las cuestiones en todos los tests. En general no es imprescindible, dado que el tiempo que permiten para la realización de los test suele ser menor al necesario.
  • En los tests de personalidad sé sincero. Están diseñados para identificar incoherencias.
  • Eso sí, debes evitar respuestas como: "Soy una persona que tiene mala suerte" o "Que por lo general no es bien comprendido por quienes conviven con usted", “no me gusta la gente”, “prefiero estar siempre sólo”, “no me llevo bien con mis jefes”, etc.

Después

  • Recapitula: anota las pruebas que has hecho, tus impresiones, los aspectos que podrías mejorar. Recordarlo te será de gran utilidad en futuras fases o procesos de selección.

Fuentes: Universia y Coachmania

Volver

Erasmus In&Out
Blog Empleo