Menú

Consejos para empezar tu CV

En primer lugar, hay que tener muy claro cuál es la finalidad del CV: conseguir que nos ofrezcan una entrevista. Por ello, ¡no aburras! Tu objetivo es que la persona que lo recibe tenga verdadero interés por conocerte.

Movilidad funcional

Si quieres que tu CV refleje lo mejor de ti mismo tendrás que reflexionar con cuidado antes de redactarlo y decidir el formato y los contenidos que más te convienen. ¡Recuerda que es la primera imagen que la empresa recibe de ti!

Comienza por recapitular en un listado todo lo realizado hasta la fecha que podría servirte en un puesto de trabajo: títulos, diplomas, certificados, trabajos esporádicos, actividades extraacadémicas, deportivas, científicas, premios, voluntariados, prácticas, estancias en el extranjero, etc. Finalizado el listado, elimina los puntos menos relevantes y redáctalo en formato CV.

Con estos datos elabora un CV genérico que después adaptarás al tipo de empresa y oferta de empleo al que envíes tu candidatura, es decir, un CV específico al puesto y a la empresa a la que postulas. Con ello, incrementarás exponencialmente tus posibilidades.

Cada trabajo requiere un perfil específico y los responsables de selección valorarán tus conocimientos, experiencias y habilidades de forma muy distinta según el puesto al que optes.

Volver

Blog Empleo